Este año la calculadora de retenciones de IPRF 2020 de la AEAT es más útil que nunca

Este año la calculadora de retenciones de IPRF 2020 de la AEAT es más útil que nunca

Muchos trabajadores y autónomos han sufrido importantes alteraciones en sus ingresos a lo largo del año. Algunos han pasado por ERTE y han cobrado prestaciones del SEPE o han cobrado cese de actividad. En estos casos no se aplican retenciones de IRPF por lo que este año la calculadora de retenciones de IPRF 2020 de la AEAT es más útil que nunca.

La Agencia Tributaria nos ofrece esta calculadora donde introduciendo una serie de datos personales y económicos podemos obtener una referencia sobre si nos va a dar un susto el próximo año o no nuestra declaración de la RENTA. En caso afirmativo se puede intentar aplicar alguna corrección en lo que queda de año.

Cómo solicitar un incremento del IRPF sobre la prestación por desempleo si estás afectado por un ERTE

En todo caso es interesante prepararse para ver lo que ocurre. Porque dada la situación muchos autónomos lo que quieren precisamente es pagar lo menos posible ahora y ya veremos cuando llegue el momento de pagar, a finales de junio de 2021, ya se preocuparán de cómo hacerlo. Lo mismo ocurre con muchos trabajadores que han cobrado del SEPE.

Igualmente va a ser bastante complicado en el caso de errores, puesto que se puede dar el caso de que nos computen como cobrado una remuneración del SEPE que luego nos obliguen a devolver. Un caso bastante común con el colapso que ha sufrido el servicio. Habrá que ver lo que ocurre en el caso contrario, prestaciones que no han percibido, pero que les corresponden.

En todo caso a efectos financieros lo ideal es tener claro que va a ocurrir con nuestra declaración de la RENTA el próximo año. Hay que tener en cuenta que casi con toda seguridad vamos a tener que presentar la declaración ya que tenemos varios pagadores. Esperemos que en 2021 todo se regularice y se logre volver a una regularidad en los ingresos que sin duda agradecerán todos los colectivos.

Los límites de tributación por módulos quedan prorrogados un año más

Los límites de tributación por módulos quedan prorrogados un año más

Los límites de tributación por módulos quedan prorrogados un año más tras la publicación en el BOE efectuada por el Ministerio de Hacienda. De esta forma otro año más y vista la situación excepcional no se toca este sistema que está llamado a desparecer más pronto que tarde, pero que lleva ya esperando rebajar los límites que afectan al mismo desde 2015.

Son unos 400.000 autónomos los que utilizan el sistema de módulos y para los cuales tal y como dice el BOE:

En relación con el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, se mantienen para el ejercicio 2021 la cuantía de los signos, índices o módulos, así como las instrucciones de aplicación. Asimismo, se mantiene la reducción del 5 por ciento sobre el rendimiento neto de módulos derivada de los acuerdos alcanzados en la Mesa del Trabajo Autónomo.

Por lo que se refiere al Impuesto sobre el Valor Añadido, la presente Orden también mantiene, para 2021, los módulos, así como las instrucciones para su aplicación, aplicables en el régimen especial simplificado en el año inmediato anterior

El sistema de módulos mantendrá sus límites otro año más, pero seguir dentro puede ser peor

¿Compensará en 2021 estar dentro de este sistema? Pues es algo que muchos negocios se tendrán que plantear, ya que se supone que beneficia a aquellos negocios consolidados que tienen una facturación estable y están por la parte alta de los límites establecidos por el sistema. Pero en 2021 cualquier estimación de ingresos puede ser un quimera.

Para muchos será como lanzar una moneda al aire y esperar que salga cara. Porque no sabemos que va a ocurrir y aun cumpliéndose la mejor de las previsiones será como un mal año en cuanto a facturación. Mucho mejor seguramente que 2020, pero la recuperación completa no llegará hasta 2022.

Lo más probable es que muchos sigan apegados a este sistema por la mayor sencillez a la hora de tributar. Ya no sabemos cuando va a bajar sus límites. Aquí chocará la necesidad del Estado de recaudar más con la de muchas empresas y autónomos que no solo tienen que recuperar las pérdidas, sino también hacer frente a las deudas contraídas.

Comienza la Campaña de las Declaraciones Informativas

Comienza la Campaña de las Declaraciones Informativas

La Agencia Tributaria ya ha iniciado su campaña de información sobre las Declaraciones Informativas 2020. A través de su página web se pueden consultar todas las novedades relativas a todos los modelos informativos. 

A partir del 1 de enero de 2021 comienza el plazo para la presentación de las declaraciones del ejercicio 2020, que se presentarán exclusivamente por medios electrónicos. Con el objetivo de facilitar a los contribuyentes toda la informativa relativa a estas declaraciones la Agencia Tributaria ha lanzado su habitual campaña de divulgación.

Trámites sin desplazamientos

La Agencia Tributaria recuerda que para facilitar la presentación de las declaraciones informativas por internet y así evitar desplazamientos se debe disponer de un certificado electrónico admitido por la Agencia Tributaria y, en el caso de las Personas Físicas también se podrán presentar con el sistema Cl@ve-PIN. Otra alternativa posible es la presentación a través de un tercero autorizado a hacerlo en su nombre mediante un apoderado o un colaborador social.
Recuerda que, si eres socio de Asesor Excelente, puedes ser Colaborador Social de forma completamente gratuita a través del acuerdo de colaboración que nuestra Asociación de Asesores Excelentes, ASOCIAE, tiene firmado con la AEAT. 

Servicios de ayuda en la web de la AEAT

En este enlace se pueden consultar todas las vías de presentación de las declaraciones informativas, distinguiendo entre formularios y ficheros. También se explica cómo modificar aquellas declaraciones ya presentadas, según haya sido su vía de presentación, y distingue entre la forma de presentación de personas físicas y el resto de los contribuyentes. En este enlace también se pueden encontrar todas las novedades, plazos de presentación y normativa aplicable a las declaraciones informativas.
En este sentido, cabe destacar que una de las principales novedades la registra el modelo 190, sobre la calificación y declaración de las prestaciones derivadas de los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTEs) y de las prestaciones extraordinarias por cese de actividad percibidas por los autónomos.

Sesiones divulgativas telemáticas

Todos los años, la Agencia Tributaria desarrolla unas sesiones informativas presenciales sobre las novedades de las declaraciones informativas, pero este año, como consecuencia del COVID-19, esas sesiones serán online a través de Zoom. Se realizarán los próximos días 17 y 21 de diciembre, a las 9.30. 

Si no se cumple el mantenimiento de empleo habrá que devolver las cuotas exoneradas de toda la plantilla

Si no se cumple el mantenimiento de empleo habrá que devolver las cuotas exoneradas de toda la plantilla

Son muchas las empresas que se están planteando el despido de trabajadores o, incluso, el cierre total de su actividad, ante la grave crisis económica que se arrastra durante los últimos diez meses. Después de varios meses con ERTES, será imposible para muchas empresas finalmente mantener todos los puestos de trabajo. Ante esta situación de incumplimiento del compromiso del mantenimiento del empleo, ¿podrían reclamar al empresario las cuotas exoneradas de la Seguridad Social?

Las empresas que se encuentren en esta situación deben saber que, efectivamente, si no cumplen el compromiso de mantener todos los puestos de trabajo están obligadas a devolver íntegramente las cuotas exoneradas. Este criterio ha sido corroborado por un pronunciamiento de la Dirección General de Trabajo que aún no ha visto la luz, pero en el que se indica que las empresas deberán devolver las cotizaciones exoneradas de toda la plantilla en caso de incumplir el compromiso de mantenimiento del empleo asociado a un ERTE por COVID por un solo trabajador.
Aunque este pronunciamiento no es vinculante, sí fija los criterios que seguirán las distintas administraciones en el futuro.
En esta misma línea, se expresaba el Gabinete Jurídico de Asesor Excelente cuando hace unas semanas indicaba que, técnicamente, el cierre de empresa no está previsto como excepción al incumplimiento de empleo, únicamente las empresas en riesgo de concurso. Así la DA ª del RDL 8/2020 establece:
“2. Este compromiso se entenderá incumplido si se produce el despido o extinción de los contratos de cualquiera de las personas afectadas por dichos expedientes.
No se considerará incumplido dicho compromiso cuando el contrato de trabajo se extinga por despido disciplinario declarado como procedente, dimisión, muerte, jubilación o incapacidad permanente total, absoluta o gran invalidez de la persona trabajadora, ni por el fin del llamamiento de las personas con contrato fijo-discontinuo, cuando este no suponga un despido sino una interrupción del mismo.
En particular, en el caso de contratos temporales el compromiso de mantenimiento del empleo no se entenderá incumplido cuando el contrato se extinga por expiración del tiempo convenido o la realización de la obra o servicio que constituye su objeto o cuando no pueda realizarse de forma inmediata la actividad objeto de contratación.
3. Este compromiso del mantenimiento del empleo se valorará en atención a las características específicas de los distintos sectores y la normativa laboral aplicable, teniendo en cuenta, en particular, las especificidades de aquellas empresas que presentan una alta variabilidad o estacionalidad del empleo.
4. No resultará de aplicación el compromiso de mantenimiento del empleo en aquellas empresas en las que concurra un riesgo de concurso de acreedores en los términos del artículo 5.2 de la Ley 22/2003, de 9 de julio, Concursal.
5. Las empresas que incumplan este compromiso deberán reintegrar la totalidad del importe de las cotizaciones de cuyo pago resultaron exoneradas, con el recargo y los intereses de demora correspondientes, según lo establecido en las normas recaudatorias en materia de Seguridad Social, previas actuaciones al efecto de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social que acredite el incumplimiento y determine las cantidades a reintegrar.”

La subida de la cuota de la Seguridad Social llega en el peor momento y ha generado un profundo malestar entre los autónomos

La subida de la cuota de la Seguridad Social llega en el peor momento y ha generado un profundo malestar entre los autónomos

Aunque ya había sido prevista en 2018 y su entrada en vigor se presumía para enero de 2020, finalmente no ha sido hasta el pasado mes de octubre cuando la Seguridad Social comenzó a aplicar la subida en la cuota de autónomos. Y todo ello aplicándolo de forma retroactiva, con subidas de los 10 meses pendientes que se irán liquidando en los próximos periodos.

Un incremento que ha llegado en el peor momento para los trabajadores autónomos, en medio de la mayor pandemia del siglo y con una crisis económica en ciernes que ha afectado a muchos trabajadores. Ante esta situación, los autónomos de la hostelería, el comercio o el taxi se han mostrado sorprendidos e indignados, al ver elevadas sus cuotas entre 6 y 24 euros, según su base de cotización.

El último barómetro de ATA pone de manifiesto las graves dificultades que están atravesando los autónomos. Según este informe, el 28,8 por ciento de los trabajadores por cuenta propia declara haber sufrido unas pérdidas superiores a 30.000 € durante este año, y tan solo el 11,1 por ciento declara no tener pérdidas en su negocio. La pérdida total estimada es de más de 60.000 millones de euros.

La cuota de autónomos viene con doble sorpresa en noviembre: se empezarán a aplicar la subida de enero de forma retroactiva y se cobrará la moratoria por la covid-19

Con todo, la actual no será la única subida que tendrán que satisfacer los autónomos. El 1 de enero de 2021 se aplicará una nueva subida de otros 3 euros más para los autónomos que coticen por la base mínima, y hasta 12 para los trabajadores que hayan escogido la base máxima.

Los agentes comerciales, un colectivo que genera en España más de 55.000 millones de euros de ventas al año, y dan empleo directo a casi 300.000 personas, ya han pedido formalmente al Gobierno paralizar las subidas previstas para el año que viene. Sin embargo, la propia Tesorería de la Seguridad Social, en diversos comunicados en Twitter, ya avisó que subiría las cuotas, y no parece que la intención del organismo sea perdonas estas cuotas.